Partido extraordinario del Baskonia ante un Unicaja errante y desconcentrado. Nada ni nadie pudo frenar en todo el partido a los de Perasovic en un partido en el que se mostraron caras opuestas, Baskonia movía bien el balón, le entraban los tiros y reboteaban mientras que los malagueños todo lo contrario. Así se acaba la racha de 11 victorias como local del Unicaja.

El partido iba a contar con cuatro bajas sensibles, por parte del Unicaja su jugador más intenso Carlos Suárez y en el Baskonia sin Shengelia, Garino y Granger, dos de los jugadores que marcan diferencia cuando entran en cancha.

El partido empezaba de manera inmejorable para el Baskonia en ataque como la seda anotaban una y otra más hasta el 0-12. Voigtmann acertadísimo y Janning enchufando triples eran imparables para el Unicaja de Luis Casimiro que hasta el mate de Lessort a 5:42 no iban a anotar. Jaime Fernández comenzó a tomar protagonismo y sobre Wiltjer recaían los tiros. Pese a la mejoría de los locales, los azulgrana no bajaban la guardia y mantenían la ventaja lograda en los primeros minutos para acabar el primer cuarto 12-20.

El segundo cuarto daba comienzo con lo que parecía un calco del primero, Baskonia viendo el aro como una piscina y Unicaja todo lo contrario, los tiros les hacían corbatas y Casimiro lo tenía que parar porque les estaban doblando, 14-30. Llegaron dos triples de Dani Díez que parecían levantar los ánimos de los cajistas pero lo cierto era que el parcial era casi insignificativo (8-6). La primera parte acabó con 31-45 con un Baskonia que si no cambiaba mucho la cosa tenía pinta de que se iba a llevar el partido mostrando esa fortaleza.

El tercer cuarto empezaba con la tónica habitual de los demás, los vascos convirtiendo un parcial a su favor de 2-8 ampliando la ventaja hasta los 20. El conjunto de Perasovic seguía anotando sin ninguna dificultad sabiendo gestionar cada posesión, Marcelinho y Vildoza se encargaban de dirigir el juego y los demás de anotar, mostrando así una clinic de buen baloncesto.

Los de Casimiro se chocaban una y otra vez con el mismo muro, una defensa intensa y un ataque fluido al que solamente les podían entrar por medio de los tiros libres provocados reiteradamente y los triples de Brian Roberts. Se llegaba al último cuarto con +23 para el Kirolbet Baskonia, 46-69 y sin opciones reales de la remontada deseada por el graderío del Carpena.

El último cuarto del partido se convertía en el cuarto de la basura ya que el Unicaja había tirado la toalla, jugando sin ganas es imposible hacer buen baloncesto y así lo reflejaba el conjunto verde. Poco más a destacar este cuarto que las ganas de Jaime Fernández (desaparecido en todo el partido) por hacer lo mejor posible por el equipo. El partido terminó con victoria merecida de los vitorianos 64-81 que les servía para afianzarse en la búsqueda del primer puesto.

Próximos encuentros

Unicaja pondrá vuelo hacia tierras guipuzcoanas para disputar el sábado 29 el encuentro correspondiente a la jornada 14 contra el Delteco GBC, el último de la tabla.
Por otro lado Baskonia jugará en la capital española contra el líder, el Real Madrid, el domingo 30, no sin antes pasar por Rusia para enfrentarse al Khimki el jueves 27.

Clasificación

Tras este partido Unicaja de Málaga se mantendrá en el cuarto puesto con un balance de 9 victorias / 4 derrotas y el Kirolbet Baskonia en la segunda posición con 10 victorias / 3 derrotas.

Ficha técnica

Unicaja: Brian Roberts (18), Viny Okouo (2), Dragan Milosavljevic (0), Kyle Wiltjer (5), Mathias Lessort (6) -quinteto inicial- Jaime Fernández (8), Alberto Díaz (0), Sasu Salin (4), Dani Díez (8), Shermadini (8) y Adam Waczynski (5). Sin eliminados.

Kirolbet Baskonia: Marcelinho Huertas (9), Matt Janning (13), Shavon Shields (7), Johannes Voigtmann (11), Vincent Poirier (8) -quinteto inicial- Luca Vildoza (14), Ilimane Diop (11), Darrun Hiliard (8) y Miguel González (0). Sin eliminados.

Árbitros: Pérez Pizarro, Vicente Bultó y Jacobo Rial.

Incidencias: Partido en el Martín Carpena ante 8.900 espectadores.