Un gran conjunto lucense consigue el partido soñado contra el vigente campeón en el Pazo Provincial dos Deportes. La defensa del Cafés Candelas y los fallos en el triple condenaron a los blancos.

Una gran bola de oxígeno para los gallegos, que estrenaban domingo como colistas y que rompen su mala racha de cinco derrotas consecutivas a lo grande. Y dando una tremenda alegría a una afición entregada.

Un primer cuarto igualado no dejaba entrever lo ocurrido a continuación. El 19-21 con el que se llegaba tras los primeros 10 minutos tenía un protagonista especial: el serbio Aleksandar Cvetkovic. Tavares comenzaba imponiendo su ley bajo los tableros y evidenciaba los fallos en el rebote de los gallegos.

Tomaba el relevo un gran Salva Arco, y Jerome Jordan ganando la partida a los pívots del Madrid. Y ahí comenzaba el recital de Breogán, con un 7 de 10 en triples al término de la primera parte. Por contra, el aro del Madrid parecía cerrado desde el 6,25, sin un solo acierto hasta el minuto 23:40  de partido. Era, evidentemente, Jaycee Carroll el encargado de abrir una lata que tampoco suponía un gran cambio. El resultado al descanso era un claro 45-34 para los locales.

La tónica se mantenía en el tercer periodo, con un gran Breogán en todos los aspectos del juego, con altísima aportación defensiva y mucho acierto en ataque. Al Madrid no le salía nada, y Laso se desesperaba en el banquillo tratando de encontrar una solución que no llegaba. Tras 30 minutos, el partido sentenciado para jolgorio gallego: 70-47.

Pero con los últimos 10 minutos, llegaba el maquillaje en forma de orgullo del campeón.  Los triples empezaban a entrar, de Prepelic, de Llull y de Yusta. Pero el tiempo corría en contra madridista, y a pesar de algún ataque infructuoso, el gran trabajo de Breogán se mantenía. Final, 84-71 y fiesta muy merecida en el Pazo. Hay motivos para sonreír en Lugo.

Mientras, al Madrid no le queda más que hacer borrón y cuenta nueva. Esta semana pre-navideña toca doble jornada en Euroliga, contra Panathinaikos y Bayern de Múnich el miércoles y el viernes. El domingo a las 17:00 recibirá a UCAM Murcia en el WiZink Center.

El cuadro de Natxo Lezkano buscará mantener las buenas sensaciones contra un herido MoraBanc Andorra, el sábado 22 a las 20:30.

84 – Cafés Candelas Breogán (20+25+25+14): Cvetkovic (10), Löfberg (13), Brown (10), Redivo (5), Gerun (6), -cinco inicial- Vidal (7), Arco (13), Belemene (4), Díaz (8), Jordan (8).

71 – Real Madrid (21+13+13+24): Causeur (6), Yusta (6), Tavares (8), Llull (14), Thompkins (12), -quinteto inicial- Reyes (4), Pantzar (2), Carroll (5), Deck (0), Prepelic (14), Kuzmic (0), Taylor (0).

Árbitros: Calatrava, Bultó y González Gálvez. Expulsó por acumulación de faltas a Walter Tavares, del Real Madrid Baloncesto.

Incidencias: Partido correspondiente a la duodécima jornada de la Liga Endesa disputado en el Pazo Provincial dos Deportes de Lugo ante 5.165 aficionados.