Partido completo el ofrecido por el Joventut a sus aficionados. Sin fisuras y con un juego coral, pasó por encima de un desdibujado Tenerife. Con grandes dosis de acierto por los de Carles Durán, especialmente en el segundo cuarto, el club vuelve a soñar con la participación en la fase final de la Copa del Rey. La tripleta formada por Todorovic, Dawson y Mathias pueden con un Tenerife, en el que solo Javier Beirán parecía estar comprometido en la matinal de hoy. Victoria verd i negre, de principio a fin.

Marcos Garcia (BASKETX)

Doble victoria del Joventut en el Olímpic, por 84 a 64, ante unos 4500 espectadores. Lo primero es que tras la jornada 13, se coloca en la clasificación en positivo (con 7V y 6D) y segundo, saca músculo ante un rival directo para intentar conseguir plaza para la fase final de la Copa del Rey a disputar en Madrid.

Los de Carles Durán, asoman con Laprovittola, Dawson, Jose Nogués, Todorovic y Harangody, mientras que el equipo de Txus Vidorreta, presenta a Ferrán Bassas (ex cantera de la Penya, recibido con aplausos por el respetable), Staiger, Abromaitis, Iverson y el madrileño, Javier Beirán.

Al inicio del encuentro, concretamente los siete primeros minutos, Iberostar enseñó los dientes, pero hasta ahí les duró la gasolina. Siete minutos le duró el suspiro (11 a 12 en el minuto 7, tras triple de Rodrigo San Miguel).

De ahí hasta el final, la Penya empezó a correr y a anotar con mucha facilidad, lo que le permitió acabar el primer cuarto con un 19 a 15 que iba a abrir la lata. Pero en el segundo cuarto se fraguaba el triunfo en el encuentro para los locales. En resumen, parcial de 23 a 8 que ahora sí, parecía tener más que atado el encuentro. Muy buenos porcentajes en el tiro exterior para los de Badalona (en triples un excelente 15 de 25 en total). Tenerife, en cambio, muy blandito en defensa y muy fallón en ataque durante todo el encuentro.

Realmente el parcial del segundo cuarto ha sido demoledor y fue una losa demasiado pesada para levantar por parte de los de Vidorreta. En ocasiones el juego de los de Durán, fue incluso espectacular, como en el minuto 17, robo de Dawson, a la carrera recorre medio campo y pase picado para que Morgan machaque el aro sin compasión (min.17, 34 a 19). Se llega a la media parte en Badalona, con un 42 a 23, tras triple sobre la bocina de Mathias, resultado bastante clarificador.

El tercer cuarto es el del orgullo tinerfeño, algo más de sacrificio defensivo y una pizca más de acierto que le sirve para acercarse en el marcador y poner algo de emoción a un encuentro monótono. El parcial ganado por Tenerife en el cuarto ha sido de 17 a 23, pero no parecía que fuera hoy su día. Básicamente porque los verd i negres hoy estaban muy, pero que muy enchufados. Destacable el mini parcial en el cuarto a favor de los isleños, que de un 50 a 30 en el minuto 24, se ha pasado en dos minutos a un 52 a 40 que ponía cierto nerviosismo en el pabellón.

Al final del cuarto, cierta normalidad en el marcador nuevamente, llegando al 59 a 46 tras otro triple sobre la bocina de Mathias. Un +13 para los locales que obligaba a no relajarse ni a unos ni a los otros. Atención al rectificado de Laprovittola a 90 segundos para acabar el tercer cuarto, con canasta y adicional delante del pívot isleño Niang. Especialmente hoy, Lapro no ha tenido que llevar el peso del partido, ha estado bien secundado por Todorovic, Dawson y Mathias. El argentino en el día de hoy, 11 puntos, 3 rebotes y 3 asistencias y ha sido un partido normalito para él, claro, visto a lo que nos tiene acostumbrado por éstas tierras.

El último cuarto, paseo verd i negre desde el principio hasta el final. Parcial de 25 a 18 que no solo mantenía la distancias, sino que las ampliaba y no daba opción a la victoria visitante. Parcial en el minuto 32, 64 a 46. Con un triple de Harangody a 3 minutos para el final, se sellaba una diferencia de 20 puntos (76 a 56).

Velocidad crucero hasta el final del partido, para los de Badalona, que les permite soñar con un ansiado puesto en la fase final de la Copa del Rey (84- 64).

El público, entregado como siempre, acabó haciendo la ola para demostrar que la Penya ha vuelto (al menos, de momento).

Los árbitros,  Peruga, Serrano y Padrós, no tuvieron transcendencia en el resultado final del encuentro (destacar una falta técnica a Abromaitis por flopping en el minuto 39). Sin eliminados por faltas personales.

84 – Divina Seguros Joventut (19+23+17+25): Laprovittola (11), Dawson (11), Nogués (2), Harangody (13), Todorovic (10) -equipo inicial-, Mathias (14), López Arostegui (3), Morgan (8), Dimitrijevic (8), Birgander (4) y Ventura (-).

64 – Iberostar Tenerife (15+8+23+18): Bassas (12), Staiger (6), Beirán (12), Abromaitis (6), Iverson (7) -equipo inicial-, San Miguel (6), Niang (10), Richotti (-), Saiz (1) y Brussino (2)